Los 20 números uno de Max Martin en Billboard: de Britney Spears a Taylor Swift

El absoluto Rey Midas Sueco del Pop contemporáneo comenzó su carrera produciendo álbumes para artistas de su tierra hará ahora 21 años, pero saltó a la fama global después de ponerse a cargo del primer álbum de Backstreet Boys. Así, en el resto del universo, conocimos el nombre de Max Martin gracias a deliciosos cortes pop noventeros como ‘Quit Playing Games (With My Heart)‘.

No tardaría en llenársele la agenda de estrellas de primera fila, y es que, prácticamente todo lo que tocaba Max Martin se hacía oro. Desde entonces, ha compuesto o producido para likes como Leona Lewis, Bon Jovi, A-Ha, Sia, Def Leppard, Robyn, Celine Dion, Kelis, Carrie Underwood o Usher.

Sin embargo, esta semana ha sido realmente especial para Martin, puesto que con el ascenso al #1 del ‘Bad Blood’ de Taylor Swift, el productor marca su vigésimo liderazgo en la lista americana. Aprovechando la situación, repasemos, de uno en uno, los singles que han llevado a Martin a ser el household name que ya jamás dejará de ser.

max-martin

 

1999 / …Baby One More Time / Britney Spears

Por increible que parezca, el primer single de Britney Spears, escrito y producido por Max Martin, apenas arrastró a 1,9 millones de personas a comprar el single en Estados Unidos. Las bajas cifras se debían a que el mercado de singles en América estaba tocado hacía ya años: no hay sino ver como sólo en el Reino Unido, el tema colaba mas de 1,5 millones de copias. En cualquier caso, ‘Baby’ supuso el primer #1 para una Britney que tendría que esperar 10 años a conseguir el siguiente con ‘Womanizer’.

Como dato curioso, Max Martin es el encargado, además de la composición y producción, de los backing vocals en la canción.

2000 / It’s Gonna Be Me / *NSync

El castigo al que las radios estadounidenses sometían al pop durante los últimos años 90 y los primeros dosmiles condenaron a *NSync a tener sólo un #1 en Billboard, a pesar de las multimillonarias ventas de sus álbumes en Estados Unidos. Los chicos de Justin Timberlake tocaron el cielo con esta canción producida y coescrita por el, en un momento en el que se empezaba a notar el desgaste de su fórmula (¿no sonaban muy similares también ‘Larger Than Life’ de Backstreet Boys o ‘Stronger’ de Britney Spears?). La canción de *Nsync vendió más de medio millón de singles durante aquel año.

2008 / I Kissed a Girl / Katy Perry

Y hubo que esperar 8 años al renacer más contundente de Max Martin en listas, aunque años anteriores también lanzó temazos para Celine Dion, Sugababes, Kesha o Leona Lewis. Su regreso al #1 se produjo con lo más de 4,6 millones de copias vendidas de ‘I Kissed A Girl’ de Katy Perry, un canto pseudo-lésbico que conquistó el mundo y devolvió al productor a la más absoluta primera plana. La constante de hits desde entonces es apabullante, como podréis comprobar a continuación.

‘I Kissed A Girl’ fue producida por Dr. Luke y Benny Blanco, pero co-escrita por Martin.

2008 / So What / P!nk

Ese mismo año, Pink contó con el productor sueco para tratar, con un tono bastante gamberro, su vida post-matrimonio. Max Martin co-escribió y produjo ‘So What’, que fue el primer #1 de Pink en solitario, siete años después de que liderara Billboard con ‘Lady Marmalade’, junto a Christina Aguilera, Lil Kim y Mya. ‘So What’ vendió más de 4,7 millones de copias en Estados Unidos y es, aún a día de hoy, uno de los mayores éxitos de Pink en Estados Unidos.

Como dato curioso, en el vídeo aparece su marido, sobre quien trata la canción en sí.

2009 / My Life Would Suck Without You / Kelly Clarkson

Y poco menos de un año después, otro #1 y otro resurgir: el de Kelly Clarkson, que venía de sufrir en ventas con su anterior álbum, el muy oscuro ‘My December’, y probó suerte apoyándose de nuevo en Max Martin y Dr. Luke para el divertido primer single de ‘All I Ever Wanted’. El 20 de enero, el tema daba un salto de 96 posiciones y se hacía con el liderazgo de Billboard, para terminar vendiendo unos muy saludables 2,8 millones de copias en Estados Unidos.

Kelly Clarkson mandó cambiar la letra original de la canción, co-escrita por el productor sueco, que hacía referencia al uso de la marihuana.

2009 / 3 / Britney Spears

Aún no sabemos muy bien cómo acabó esta más que mediocre composición de Max Martin en el #1 de Billboard, pero el caso es que más de 2,3 millones de americanos se hicieron con el single de Britney Spears que hablaba de tríos. Es, posiblemente, una de las producciones más vagas de Martin, que abusa de la repetición de fórmulas y es de una simpleza que aplatana. Quizás sea precisamente esa su magia: es tan directo, tan a saco, que acaba por convencer al público.

2010  / California Gurls / Katy Perry feat. Snoop Dogg

La nueva década dejó en evidencia que Katy Perry era el talismán de la suerte de Max Martin. El primer tema de los dieces en darle un #1 fue la estival ‘California Gurls’, que originalmente se planteó como una respuesta al ‘Empire State Of Mind’ de Jay Z y Alicia Keys. La canción consiguió llegar al uno en su segunda semana en lista y vendió más de 5,7 millones de copias en Estados Unidos, marcándola como el líder de mayores ventas de Max Martin hasta la fecha.

El tema, igual que ‘I Kissed A Girl’, está co-producido por Benny Blanco y Dr. Luke.

2010  / Teenage Dream / Katy Perry

Y Martin no tuvo que esperar mucho para que Katy le diera otra alegría: 4,7 millones de compradores se hicieron con el segundo single del segundo álbum de la cantante, también co-producido por el sueco junto a Luke y Blanco. Algunos críticos denostaron la canción afirmando que no era ni de cerca tan pegadiza como ‘Hot ‘N Cold’, pero la gran mayoría optaron por valorar el cambio de Perry hacia un pop más sutil y maduro. Aquel año, ‘Teenage Dream’ se convirtió en el himno del final del verano, con sus toques de sintetizadores contenidos y su sutil rollito ochentero.

2010 / Raise Your Glass / P!nk

Y otra que también repetía: después de los magníficos resultados de su colaboración en ‘So What’ y muchos otros temas de aquel ‘Funhouse’, Pink volvía a contar con Max Martin en el primer single de su ‘Grandes Éxitos’. ‘Raise Your Glass’, todo un himno para los outcast de la sociedad, tenía un estribillo demoledor y un gancho post-chorus aún mejor. La canción perfecta para un cierre de fiesta, o incluso para la apertura de la misma, llegó a vender más de 4,1 millones de copias en Estados Unidos, demostrando que Pink había vuelto a las grandes ligas para quedarse.

2011 / Hold It Against Me / Britney Spears

Y tercer número uno para la combinación Spears / Martin, que, esta vez, derrochaba bastante más calidad que el anterior ‘3’. ‘Hold It Against Me’ es recordada por haber arrancado con la friolera de 411.000 copias en el #1 el 29 de enero de 2011. A la larga se convirtió en un hit, pero vendió 1,6 millones de copias, unas cifras que quedan lejos de la expectativa inicial tras la primera semana. ‘Hold It’ fue acompañada de un impactante vídeo dirigido por Jonas Akerlund y, casualmente, tuvo en sus filas de escritores, además de a Martin, a Bonnie Mckee, culpable de bastantes #1 de Katy Perry.

2011 / E.T. / Katy Perry feat. Kanye West

Y vamos por el cuarto número uno de este combo. Regrabado y relanzado el tema original de ‘Teenage Dream’ junto a Kanye West, ‘ET’ es el segundo single de Katy Perry con más ventas hasta la fecha, sobrepasando los 5,7 millones de unidades en Estados Unidos. Girando su sonido veraniego a uno más oscuro que jugaba con el dubstep, Perry recordaba a los singles que la girlband rusa t.A.T.u había lanzado 10 años antes.

Curiosamente, la canción original estaba prevista para una banda de hip-hop, pero Katy se quedó con ella durante una sesión de grabación con Luke, Ammo y Martin en la que sonó de fondo.

2011  / Last Friday Night (T.G.I.F.) / Katy Perry

Y volvía el cachondeíto y la Katy Perry más fiestera apenas meses después de su último #1. Producido mano a mano entre Dr. Luke y Max Martin, la canción, dice Perry, cuenta una historia real después de que la cantante bebiera demasiado y terminara montando una fiesta en su habitación del hotel. Para tranquilidad de sus padres, comenta que el menage-a-trois no tuvo lugar, pero que la gran mayoría de la letra es 100% verídica.

Presentada con un vídeo memorable y retro, la canción acabó vendiendo más de 3,7 millones de copias en Estados Unidos. Pero aún había dónde rascar en la era ‘Teenage Dream’.

2012 / Part of Me / Katy Perry

¿Cómo? Pues reeditando el álbum con algunos temas inéditos. Uno de ellos, ‘Part Of Me’, devolvía a Perry al rollito rock de su single debut, y la fórmula acabó funcionando: 2,8 millones de americanos se dejaron seducir por la producción de Martin, Luke y Cirkut y la canción marcó el #1 final de la era ‘Teenage Dream’ para Katy Perry y Max Martin.

El tema, originalmente previsto para la primera edición del álbum, fue relegado por no considerarse “suficientemente atractivo en comparación a los demás cortes”. Finalmente, se le cambió la letra y algunos arreglos, y fue incluído en el ‘Definitive Confection’ de ‘Teenage Dream’.

2012 / One More Night / Maroon 5

Cambio de aires, y primera voz masculina que le daba un #1 a Max Martin desde *NSync allá por el año 2000. Adam Levine y los suyos siguieron la buena racha después de ‘Moves Like Jagger’ y ‘Payphone’, con un tema pop-rock con sutiles golpes reagge que llegó a vender 4,6 millones de copias sólo en Estados Unidos.

No sólo fue un auténtico superventas, sino que además marcó el mayor liderazgo de Maroon 5 en Billboard: la canción aguantó nueve semanas como líder hasta ser destronada por el ‘Diamonds’ de Rihanna.

2012 / We Are Never Ever Getting Back Together / Taylor Swift

En 2012, Taylor Swift quiso abandonar su faceta de cantautora country-pop para investigar más en lo segundo que en lo primero, y de ese modo conseguir atravesar la barrera de Estados Unidos, un país donde obtenía ventas multimillonarias, pero que tenían nulo reflejo en el resto del mundo. Así llegó ‘We Are Never Ever Getting Back Together’, una canción que pulverizó las listas de ventas en su primera semana, despachando más de 623.000 copias en Estados Unidos.

El tema, que fue producido por Max Martin y Shellback (pareja que se convertiría de confianza para Swift), acabó vendiendo aproximadamente 3,9 millones en el país, pero se convirtió en el hit más más global de la cantante hasta aquel momento.

2013 / Roar / Katy Perry

Y de Taylor a Katy -curiosamente dos artistas absolutamente enfrentadas-, las dos culpables de los últimos números uno de Max Martin en Billboard: el regreso de Perry iba a suponer un cambio de estilo, pero ‘Roar’ confirmó que en el pop divertido y fresco es donde mejor se movía la cantante. Con una composición power-pop, ‘Roar’ fue un hit inmediato que acabó dándole a Katy Perry su quinto single cinco veces platino: hasta 5,7 millones llegó a vender la canción, convirtiendo a la cantante en la única en tener tantos singles que sobrepasaran los 5 millones de copias en US.

2014 / Dark Horse / Katy Perry feat. Juicy J

Y llegó el bombazo definitivo con ‘Dark Horse’: Al igual que le ocurrió con ‘ET’ en ‘Teenage Dream’, ‘Dark Horse’ era el tema más oscuro del nuevo álbum de Katy, que coqueteaba con sonidos más urbanos y con el hip hop. La canción fue compuesta originalmente basándose en el argumento de la película ‘The Craft’, y la brujería definitivamente tuvo lugar: Katy, Max Martin, Dr. Luke y Cirkut convencieron a  5,8 millones de compradores, convirtiendo así la canción en el corte más vendido de Katy Perry en Estados Unidos, por encima de las copias de ‘Firework’.

2014 / Shake it Off / Taylor Swift

Y después del exitazo de ‘Red’, raro era que Taylor Swift no volviera a confíar en Max Martin y Shellback para su regreso. Quizá estuvo algo falta del gancho country de su anterior primer single, que lo dotaba de mayor personalidad, pero es innegable que ‘Shake It Off’ ha sido de lo más pegadizo y pegajoso que ha llegado a lanzar nunca Taylor Swift. El 6 de septiembre del pasado año, la canción saltaba directa al #1 de Billboard y, por el momento, ha vendido más de 4 millones de copias en Estados Unidos, aunque es posible que aún le queden más unidades por añadir.

2014 / Blank Space / Taylor Swift

Y llegó el segundo single, y uno de los más memorables cortes de Taylor, en el que trata con humor su fama de Femme Fatale y los contactos de su chorbiagenda. Fue lanzada el pasado mes de noviembre, y desde entonces, la canción ha vendido más de 4,5 millones de copias, y las que le quedan, porque aún se mantiene en el top40 americano.

2015 / Bad Blood / Taylor Swift feat. Kendrick Lamar

Y llegamos al vigésimo single producido por Max Martin en Billboard: ha sido comparado al ‘Hollaback Girl’ de Gwen Stefani desde que fue remezclado para su lanzamiento como single, y el ‘Bad Blood’ de Taylor Swift no ha decepcionado en comparación a la acogida del tema de Stefani: nuevo #1 para la cantante, con más de 500.000 vendidas hasta la fecha. Recordemos que la remezcla acaba de ser lanzada al mercado y que la canción es el actual líder de Billboard. Veremos qué cifras termina tocando.

 

3 comentarios sobre “Los 20 números uno de Max Martin en Billboard: de Britney Spears a Taylor Swift

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies